sábado, 10 de enero de 2009

POBRES - RICOS


Un padre economicamente acomodado, queriendo que su hijo supiera lo que es ser pobre, lo llevo para que pasara un par de días en el monte con una familia campesina.

Pasaron tres días y dos noches en su vivienda del campo. En el coche retornando a la ciudad, el padre pregunto a su hijo:

- ¿Que te pareció la experiencia?.......
- Buena, contesto el hijo con la mirada puesta en la distancia.
- Y.......¿que aprendiste?, insistió el padre.......

Que nosotros tenemos un perro y ellos tienen cuatro. Nosotros tenemos una piscina con agua estancada que llega a la mitad del jardín........y ellos tienen un río sin fin de agua cristalina, donde ha pececitos, berro y otras bellezas.

Que nosotros importamos linternas del Oriente para alumbrar nuestro jardín........mientras que ellos se alumbran con las estrellas y la luna. Nuestro patio llega hasta la cerca........y el de ellos llega al horizonte.

Que nosotros compramos nuestra comida.......ellos, siembran y cosechan la de ellos. Nosotros oímos CD´s.........ellos escuchan una perpetua sinfonía de jilgueros, cardenales, pericos, ranas, sapos, grillos y otros animalitos. Todo esto a veces dominado por el sonoro relinchar del caballo de un vecino que trabaja su monte.

Nosotros cocinamos en microondas........ellos, todo lo que comen tiene ese glorioso sabor del fogón de leña o el horno de barro. Para protegernos nosotros vivimos rodeados por un muro, con alarmas.......ellos viven con sus puertas abiertas, protegidos por la amistad de sus vecinos.

Nosotros vivimos "conectados" al móvil, al ordenador, a la televisión......ellos en cambio, están "conectados" a la vida, al cielo, al sol, al agua, al verde del monte, a los animales, a sus miembros, a sus familias.

El padre quedo impactado por la profundidad del pensamiento de su hijo.......y entonces el niño termino:

- ¡¡Gracias papá, por haberme enseñado lo pobres que somos!!

18 comentarios:

VeRo dijo...

Bonita historia...y es tan cierto todo lo que dice...
Y es que la riqueza no se mide por lo material, sino por lo que persiste en el interior de todos y cada uno de nosotros...

Cuidate, un besazo!

Catalina dijo...

Hola mi niña, preciosa historia.
Gracias por contármela que no la concocía.

He estado desaparecida por estos mundos, sin un minuto libre por lo de mi novio (que está más animadillo y el lunes le terminan de sacar los puntos de la rodilla aunque todavía nos esperan 5 semanas con yeso y luego rehabilitación) y el día 3 murió mi abuela y me tuve que ir a La Palma al duelo y entierro. No por esperada deja de ser doloros la muete de la única abuela que me quedaba. Así que entre una cosa y la otra, estoy agotada.

Besos
Cata

Catalina dijo...

Hola mi niña, preciosa historia.
Gracias por contármela que no la concocía.

He estado desaparecida por estos mundos, sin un minuto libre por lo de mi novio (que está más animadillo y el lunes le terminan de sacar los puntos de la rodilla aunque todavía nos esperan 5 semanas con yeso y luego rehabilitación) y el día 3 murió mi abuela y me tuve que ir a La Palma al duelo y entierro. No por esperada deja de ser doloros la muete de la única abuela que me quedaba. Así que entre una cosa y la otra, estoy agotada.

Besos
Cata

ISIUS dijo...

Que verdad tan grande, siempre pensando en el dinero y en si nos tocará la lotería y no nos damos cuenta de la riqueza que tenemos alrededor nuestro.

Besazos

Melinda dijo...

Una historia muy profunda

Un besote

Patricia Fernández Miranda (Pafermi) dijo...

Es cierto que la riqueza está donde menos la esperas.En estos dias he visto reportajes por la tele de objetos costosísimos, relojes que cuestan miles, pero mucho miles de euros, cremas de mas de 800 euros el pote,yates que el comprador desembolsó mas de 9 millones de euros.Mucha ostentación egoista ¡Que bien si todo ese lujo se derivara a ayudar a los que ni siquiera tienen un techo donde pasar el invierno!.
Por cierto ya que vamos de extremos ,ahora en la Argentina están cerca de los 40 grados de temperatura en este verano.
Un abrazo.

* Cris * dijo...

Hola guapa!

Preciosa la historia que nos has contado... Y qué cierta es. Bien dice Vero que la riqueza no se mide por lo material. Además, que no es más rico el que más tiene sino el que menos necesita.

Sigue dándonos estos ejemplos de humildad.

Besos!

Salegna dijo...

Que preciosa historia, a medida que iba leyendo me daba cuenta de lo poco que valoramos todo, no el que menos tiene es más pobre, hay cosas que nunca se pueden comprar. Entre otras cosas la amistad y las personas que nos quieren.
Un beso

Noia dijo...

si la riqueza no esta en las cosas materiales, sino en nuestros corazones.
saludos

feli dijo...

ueno bueno ,

mis dado jijiji entre la oscilacion de ser o no ser , muchas veces nos perdemos......
Gracias ,por esta historia .

Besotes y achuchones

P.d. pronto el retorno .

marsonsa dijo...

Precioso...cuanta razón tiene este escrito...no es mas pobre quien menos tiene sino quien mas ansia...
La riqueza de las personas se mide por la grandeza del corazón.
Un gran beso!

Geja dijo...

Divino, es una historia real. Estamos en el siglo XX y en lugar de ir para adelante vamos para atrás como los cangrejos. Hace siglos la gente era mucho mas inteligente de lo que somos ahora. Por supuesto que tenemos mas adelantos pero tampoco tenemos tantos.
La ciencia no sabe de donde viene una simple jaqueca,cada día cuanto mas comodos mas vagos. En fin que esta historia cuenta la pura realidad. Vivimos en una sociedad que nos basamos en lo que tienen los demás y si nosotros no podemos permitirnos somos capaces de dejar de comer tanto para aparentar que nosotros tambien podemos (no significa que todos seamos así, yo no soy así; donde se pone un buen plato de comida no se pone un pantalón supercaro). En fin viviremos en la sociedad que nos ha tocado vivir. Muak

megg dijo...

pues una historia que muchas veces deberiamos contar .

muchos niños hoy dia necesitan enseñanzas autenticas..

mucha razón en este ralato
lo material no val mas que lo que espero el corazón de la gente no tiene precios,ni entiende de riquezas ,el altruismo ya no está de moda aun que llena aaquells personas que de verdad son altruistas
besos

africa dijo...

Una vida plena y feliz no se basa en bienes tangibles. Mientras más cosas necesitamos más esclavos somos de nuestra vida. El mundo es mucho más sencillo y fácil de lo que nosotros lo hacemos, la culpa de tanta infelicidad es sólamente nuestra. uN BESAZO.

Astrágalo dijo...

Muy linda la historia, muchas personas son solo ricas en dinero, de todo lo demás son extremadamente pobres y no se dan cuanta de su pobreza.

Un besito astragalin.

kary dijo...

preciosa historia, ves como los niños nunca mienten??ellos ven la realidad nosotros el espejismo.
A veces pienso que una temporadita en algún lugar de castilla, con pocos habitantes, me vendrían de maravilla.
besotes

Anónimo dijo...

Una verdad como un templo,todo lo sencillo se ha perdido gracias a la tecnologia,qué tontos somos...
un beso preciosa
ion-laos

KAMELUCHA--MELA dijo...

A los niños hay que enseñarles de todo,,ya lo creo que si,,
es una historia hermosa que cada dia habria que enseñarla,,
y comenta pafermi,,yo tambien vi estos dias eso mismo,,cosas que cuestan millones de euros en unas estupideces que el egoismo humano puede llegar tan lejos,,,pero asi es...la humanida sigue siendo egoista...y mucho....

Publicar un comentario

¡¡ cuentame y no mires atras !!


Gracias querida Gata, sigo aquí, pero sin ganas de nada.

MI SALONCITO DE REGALOS Y PREMIOS